¿Qué buscas?

lunes, 16 de abril de 2007

LA BODA PERFECTA

Una de esas cosas que digo de vez en cuando (cuando hay exceso de alcohol de por medio) en mi es que yo me quiero casar en Las Vegas.

Yo vestida de Marilyn y él de Elvis. Obvio. Con una capilla muy casposa y dos borrachos como testigos, preferiblemente alquilados para ser mas tópico aun, después de una noche perdiendo pasta en una maquina tragaperras.

En el Condado de Clark, un hombre y una mujer mayores de 18 años sin parentesco directo pueden solicitar una licencia de matrimonio simplemente acoquinando 30 dólares. No hace falta ni análisis de sangre ni periodo de espera. Luego vas a una capilla que hay por cientos y das el “si quiero” con un cutre paquete que incluya cura de la Casa dela Pradera y con Elvis cantando y toda la pamplina. Casi todos incluyen las fotos, el DVD y la limusina. Y luego lo de consumar el matrimonio dependerá del incauto al que engañe para este evento.

Por supuesto tengo preparado el banquete, por lo que tengo entendido hay buffets libres por el precio de 10 pavos así que no hay excusa para no celebrarlo por todo lo alto (sin manchar el traje de alquiler, claro)

Para hacer oficial la boda en tu país necesitas una copia del certificado de matrimonio de Nevada. Puede adquirirse en la Clark County Recorder's office por 7 $. Si se omite este trámite a efectos legales el matrimonio no existe.

Ya he decidido el lugar del evento: La Graceland Chapel . Punto decisivo han sido las fotos de los packs de Elvis. Han captado la esencia de la foto que quiero poner en mi salón y enseñar a mis nietos.

Se que no es una idea muy original. 112.000 individuos perturbados tienen esta misma idea cada año. Entre las mentes privilegiadas destaco: Dennis Rodman con Carmen Electra, Noel Gallagher, Richard Gere y Cindy Crawford, Jon Bon Jovi, Michael Jordan, Sinatra, Elvis, dicen que Fernandino Alonso, y mi favorita… Britney Spears. ¡Si ella lo hizo yo también puedo! Aunque si lo pienso fríamente creo que el índice de divorcios no es muy prometedor…

Objetivamente me consta que me falta un factor decisivo… un marido potencial aunque estoy trabajando duro en ello. ¿no? Y bueno, si tienen servicio de alquiler de testigos lo mismo me pueden prestar un maromo por un módico precio. O si no puedo inventarme un reality para encontrar al pardillo para tan disparatada aventura.

4 comentarios:

  1. Nos pagas el viaje?

    Yo quiero ser testigo! Pero una testigo decente, no borracha y alquilada.

    Estás loca!! Pero mola el plan! jajaja!

    ResponderEliminar
  2. IRREVERENTE!!!!!
    Cómo osas a nombrar a Elvis

    ResponderEliminar
  3. Jajaj como se te ocurren estas cosas para postear..
    Yo te soy tenstigo (y borracho no como maria)
    Un saludo;
    Rod.-

    ResponderEliminar
  4. Yo si me pagas el billete voy, y si hace falta salir disfrada de lo que sea y borracha me apunto. Al menos la liga ya la tienes, por algo se empieza jajajaja.

    ResponderEliminar

INSTAGRAM

Publicidad

Lo mejor de lo mejor

Estoy en

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *