¿Qué buscas?

sábado, 19 de julio de 2008

LAS SERIES QUE VIENEN (O NO): LALOLA

Voy a hacer una de esas revelaciones que ponen los vellos como escarpias: Veo una telenovela. Sí, es mejor llamar a las cosas por su nombre y decirlo sin anestesia, resulta que por coincidencias horarias como todos los días con Lalola, la nueva propuesta para desbancar (y espero erradicar) Yo soy Bea.

Para aquellos que no hayan caído y son fuertes debo decir que la producción de Antena3 basada en una novela homónima producida con mucho éxito en Argentina. Lalo es un publicista de éxito que se acuesta con una mujer diferente cada día hasta que topa con Romina, una despechada Rumana que decide hacerle un maleficio que hace que se despierte con el cuerpo de una mujer.

Si, tópico hasta la médula pero no me digáis que nos molaban esas películas ochentenas y noventeras cuando pasaban estas cosas, o cuando se cambiaban por su padre, o por el vecino, o de mujer a hombre, daba lo mismo, los mismos chistes y te reías igual. Son mi debilidad. Por eso cuando vi el anuncio me dije “Mierda, la hemos cagado”

Si no es suficientemente alarmante voy a decepcionar a más de una que piensa que el motivo de esta infructuosa relación con las noveluchas de medio día es Octavi Pujades que sí, incuestionablemente está como un buen mascarpone al grill ( si, normalmente diría como un queso a secas pero con la mierda del régimen lo veo todo de otro modo). ¿Adivina adivinanza? Gustavo, si, Gustavo es en realidad Ignasi Vidal. ¡¡Nuestro Nacho Vidal de toda la vida!! Claro, me ha costado porque voy lenta pero segura. La cosa es que el tipo me sonaba pero hasta no ver el título de crédito no lo relacioné con Judas. Y es que el menda sin patillas y sin cantar no lo ponía nada fácil.

¡Cuanta perdida para los musicales! (Y no me refiero a Beth, camarera lesbiana del bar de abajo) si no al también musicalero Adrián Lastra que parece que como Hoy no me puedo Levantar se larga de gira ha empezado a sacarse las castañas del fuego e interpreta a Boogie, el técnico de sonido de la radio de Paula (posiblemente la más floja, junto con la hija de Aguirre, de la serie).

Pues eso, estas son mis excusas, sin duda bastante tristes para justificar que- Dios, nunca pensé que lo diría- estoy viendo una novela….

4 comentarios:

  1. no te sientas culpable, hay que ser antisistema incluso en eso, pecando de convencional contra el falso anticonvencionalismo

    arriba, que ahí estamos

    ResponderEliminar
  2. uff!!
    acá ganó el Martín Fierro de ORO
    (el máximo premio de nuestra TV)
    no te sientas mal ¿?
    jaja beso
    R.

    ResponderEliminar
  3. Bueno, bueno, bueno... Ver la tele es MAAAAALO. El cerebro se te convertirá en yogur azucarado, te chorreará por las orejas, te lo comerás a cucharadas porque ¡haces trampas! (lo sé que te veo) y entonces te morirás porque sin cerebro no se puede vivir (no, las mujeres, pese a los rumores, tampoco).

    ¡Ten cuidado!

    Yo me he quitado. Ya no veo ni Aída ni Escenas de Matrimonio ni Camera Café ni American Dad ni Family Guy ni Law & Order: Special Victims Unit ni Law & Order la otra que no me acuerdo como es ni House ni los Simpsons... ¡Lo juro!

    Insensato UNO

    PD: Hoy firmo como Paz y Vida porque quiero hacerle la competencia a Amor y Libertad. ¡Súperalo, venga, súperalo!

    ResponderEliminar
  4. Que fuerteeeeeeeeeee.

    Lo cierto es que solo he visto un trozo de esta serie, porque no tengo tiempo de verla entera, y no esta mal... pero... eso no me lo esperaba de ti!!!

    ResponderEliminar

INSTAGRAM

Publicidad

Lo mejor de lo mejor

Estoy en

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *