¿Qué buscas?

domingo, 16 de enero de 2011

LOS OCHENTA SON NUSTROS

Allá por 1988 se estrenó una obra de teatro que, puede, en su momento y en su contexto pudiera tener un cierto interés. Por aquel entonces Jesús Puente llevó al teatro la obra de amigos que se reúnen en navidad para celebrar la nochevieja en una zona residencial pija. Todos ellos tienen unas problemáticas que a estas alturas han dado una vuelta de tuerca que convierten sus inquietudes en banalidades.

Amparo Larrañaga, Iñaki Miramón, Lydia Bosch, Luis Merlo, Flavia Zarzo, Juan Carlos Naya, Víctor Manuel García y Toni Cantó fueron los encargados de inmortalizar ese estreno inicial que resultó todo un éxito.

De nuevo, por navidad se reestrena en el Teatro Häagen-Dazs Calderón de Madrid después de algunas representaciones por media geografía española con diferentes elencos.

A la capital el cartel suena muy televisivo: Natalia Sánchez, Gonzalo Ramos, Blanca Jara, Borja Voces, Claudia Molina, Alex Barahona, Juan Luis Peinado y Antonio Hortelano. Antonio del Real, y su espeluznante trayectoria, daba ciertas pistas pero aún así hay que intentar dar un voto de confianza a la propuesta.

Error.

La hora y media larga que dura el “espectáculo” fue un festival de ronquidos, para los más afortunados, y de tedio para los que se mantuvieron despiertos. Diálogos grandilocuentes y pedantes, palabras polisílabas en labios imberbes que resultan demasiado increíbles para ser reales. Tendencia a los monólogos interiores y exteriores bastante burdos y una historia tremendamente aburrida, pretenciosa y predecible convierten este reestreno en uno de los más prescindibles de la temporada, y eso que acaba de empezar.

La tortura terminará el 23 de enero. Ustedes verán…


No hay comentarios:

Publicar un comentario

INSTAGRAM

Publicidad

Lo mejor de lo mejor

Estoy en

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *